ZM 30 (1989-2019) "30 Miradas"

ZM 30 (1989-2019) "30 Miradas" es una invitación a revisar el museo desde 30 visiones. 30 relatos de personas colaboradoras de proyectos y programas que han dado sentido y vida al Museo Zumalakarregi durante su trayectoria.

 

Petit de Meurville. Flore

Oier Etxeberria

T.L. Hornbrook. Passages.

Susana Araiz

Pedro Maria Otaño

Elixabete Garmendia

Von Rhaden

Jose Mari Esparza

St. Clair. Donostiako panorama

Alfredo Moraza

Petit de Meurville

Clara Gutierrez

Hélène Feillet. Bayonne

Jacques Battesti

George Vivian

Jesús Zubiaga

Berga ocupada por los carlistas

Ramon Felipó Don Carlos in a batteryVicente GarmendiaVallejo ZumalacarreguiBeñat Iturrioz

 

 

 

Gustave Doré. Mendiants

Lola Valverde

 

 

Villaamil. Aurrescu en Begoña

Joseba Agirreazkuenaga

 

Abrazo de Vergara

Pedro G.Romero

 

J. Velasco y J. Vallejo. "Batalla de Tetuán 1860"

TETUANGO GUDUAREN IRRATI KRONIKAMargolariaren, begia, haren egia, beti dago irabazlearen lubakian gotortuta. Beti eroso, beti ziur. Margolariak ez du behin ere bere astoa galtzailearen lubakian ezarriko. Ezin dio pintzelari eutsi ihes egin behar izan gabe. Horregatik marrazten du zarata beti urrun, zehaztasun ikaragarriz, ortzimuga ezinezko batean. Kainoiek zabaltzen dituzten inperio berrien pausu bakoitzaren distantziak neurtzen ditu berak. Hori da bere lana. Geografoz mozorrotutako mertzenarioa. Margolariak badaki, markoak, mapek egin ohi duten bezala, ezartzen dituela garaipenaren neurriak. Eta neurri horiek irauteko joera dutela. Han egon ez ginenoi bere begiradaren biolentzia inprimatzea da helburua. Margolariak ez baitu kontakizuna grabatzen, politika egiten du.Azkenean, hori baino ez da geratzen: izenburu ponpoxo bat eta kea urrunean. Zarata, aire zikina. Izua, zintzilik. Denboraren eta geografiaren arauak hausten dituen eta lekuen dimentsioak komenientziaz moldatzen dituen arrabotsa. Ikatz-ziriz markatutako oihartzun bat entzuten da. Garaipenaren zarata da. Irabazlearen musika tristea.Xabier Erkizia. Soinu artista.

 José AMAT. “Dios, Patria y Rey. Himno patriótico a S.M. Don Carlos VII de Borbón y Este.”  1872. 

"Te encontré recostado en la peña negra. Tus ojos reflejaron el brillo de la bayoneta en ese rojo tintado por donde se va la tarde. Tú eras liberal, y yo carlista. Tu pierna rota por la herida; una herida abierta que envolví con mi pañuelo. Fuimos enemigos abrazados, ajenos a la pólvora y al odio enquistado que generó esta guerra. Junto al cuerpo una trompeta; una trompeta callada, derrumbadas notas. Me abriste tu zurrón, tus manos temblorosas me regalaron un mar de partituras. Te despediste en la madrugada tarareando una canción, acompañado por un coro de pájaros con los que tú te fuiste" Lácar 4 de febrero de 1875JAVIER LANA.

 

Los Borbones, una familia modelo. Conflictos familiares y dinásticos. Revista LA Flaca.

 

Irribarre Makurra: hauxe zen 2004an karikaturen erakusketarako lehen titulua. Irudiaren indarrean oinarritutako fenomeno hartan, euskararen adierazkortasuna lehenetsi nahi genuen, XIX. mendean aldizkari grafikoetan ez baina hitz jokoz eta ziriz beteriko bertso-paperetan euskarak agertzen zuen indar eta bizitasunaren isla. Azkenean beste titulu bat izan zuen. Erakusketagintzan, irudimena nagusi den lehen fasea da ederrena. Erakusketa bat egin duenak, ordea, badaki erakusgai jarritakoa hasieran ideiatutakoaren laburpen bat baizik ez dela, espazioak, denborak, baliabideek, iritzi kontrajarriek, eta abarrek asko mugatzen dutelako emaitza. Orduko hartan ere gertatu zen, jakina. Alabaina, lortu genuen orain sarritan baina orduan gutxitan azaltzen zena: genero-ikuspegia txertatzea erakusketari. Karikaturena izan zen nire azken lana Zumalakarregi Museoan. Tira, nirea, betiere talde baten baitan: erakusketetan, ikusleak antzematen ez duen arren, kredituetan agertu edo ez, museo-langile guztien aztarna dago. Lantalde hartan denok elkarri laguntzen genion, familia batean bezala. Borbondarrena ez bezalako familian!Hamabost urteren buruan ere, oraindik familia haren senide sentitzen naiz.

 

 

 

 

Vista de OrmaiztegiVista de Ormaiztegi. La presencia icónica, rotunda y la belleza de esta obra de la ingenieria del siglo XIX han logrado que el viaducto, con sus 288 m de longitud y 35 m de altura máxima, se haya ganado un lugar en nuestro paisaje. Es por ello, sin duda, que la imagen de este grabado se nos hace conocida y cercana. El puente empezó lejos, en París, en el Barrio Batignolles, donde sus vigas metálicas y celosías fueron diseñadas en 1863 por el ingeniero Alexandre Lavalley.  El viaducto se vio gravemente afectado por la guerra civil. Las tropas republicanas lo inutilizaron y tras caer en manos del ejercto rebelde se decidió su reconstrucción: se izaron los tramos metálicos derribados y fue reforzado con pilares intermedios de hormigón armado.   En 1995 el viaducto finalizó su vida útil y fue sustituido por una nueva estructura de hormigón construida en paralelo. Para entonces los habitantes de Ormaiztegi habían votado mayoritariamente a favor de su preservación.  Ahora nos toca, tras más de 150 años después de su construcción  asegurar su conservación en el paisaje del Goierri. Beatriz Herreras. Investigadora de patrimonio cultural

 

BACON, John Francis. “Plan of the town and vicinity of Bilbao : shewing the positions occupied by the besiegers, during the siege of Octr. 23d - Decr. 25th 1836.”  1838.

Cuando empecé a investigar sobre la Primera Guerra Carlista, me interesé por los testimonios internacionales que se materializaban en dos tipos de fuentes: las diplomáticas, muchas de las cuales nadie había trabajado hasta ese momento, y los relatos publicados por testigos presenciales, algunos de los cuales habían participado en uno de sus bandos.Si bien se suele decir que el vencido no tiene historia, los testimonios carlistas eran más numerosos y habían tenido una mayor difusión internacional.Me sorprendió el texto de John Francis Bacon, y más aún que sólo existía una traducción al español de 1838 realizada por Víctor Luis Gaminde, posteriormente reeditada en 1973. Al contrastar con el original inglés puede darme cuenta de que sólo había sido objeto de la traducción una parte de la misma, de la que habían desaparecido algunos párrafos.La importancia del autor, su experiencia directa del conflicto desde Bilbao y el interés de contar con la obra completa me impulsaron a ofrecer la totalidad del texto, propuesta que fue aceptada entusiastamente por los responsables del Museo, ofreciendo, de esta forma un interesante servicio a la sociedad.José Ramón Urquijo. Profesor de investigación del CSIC


Isidore MAGUÉS. “Isidore Magués”. 1837.

 Ricordo molto bene il giorno in cui incontrai Isidoro Maguès. Probabilmente era lì che mi aspettava – o forse ero io che lo stavo cercando, lui o chi per lui, chi può dirlo. Mi guardò, si fece una risatina e in un baleno cominciò a srotolare l’album dei ricordi. Ragazzi, che emozione! Dal nulla, uno dopo l’altro, ecco il Barone de Los Valles, ecco don Giambattista de Erro, con la Croce di Carlo III scintillante in petto, e don Bruno de Villareal, e il generale Gomez y Dalmaz, che ancora parlava della Gran Spedizione, e poi lui, tra i suoi soldati, con i suoi favoriti e la sua boina amaranto, don Tomas de Zumalakarregui, il jefe supremo dell’Armata. Fossi stato uno dei suoi fanti, a vedermi lì in panciolle, m’avrebbe fulminato all’istante. Invece mi prese per mano e stringendomi a sé mi portò con lui sulle montagne. Allora conobbi Ormaistegui, conobbi quelle case e quegli uomini, e certo non erano più i carlisti ma altri volti e altri uomini, sempre dalla parte sbagliata della Storia, però. Essi raccolgono libri – libri! - accolgono viandanti stranieri – stranieri! - nutrono la loro voglia di ricordare – di sapere, persino! Con loro, credo, ho passato gli anni migliori della mia vita... I migliori o ancora non so, chi può dirlo...Valentino Pugliese. Scrittore

 

HENNINGSEN Charles Frederick. “Zumalacarregui”. 1836.

 

 The hero of a by-gone century… Zumalakarregirekin urtebete pasa ondoren idatzi zuen C.F. Henningsen-ek bere liburua 1836an. Bertan bere gizonen mirespen eta atxikimendua zuen general kartsu eta zorrotza bezala irudikatu zuen Zumalakarregi, azalean berak marraztutako erretratua ipiniz. Ondorengo erretratugileek ez bezala, berak pertsonaia gertutik ezagutzeko aukera izan zuen. Baina nolakoa izan zen benetan erretratuko gizona? Zenbat gerturatzen dira Henningsen-ek utzitako zirriborro horiek errealitatera?Gure historia ezagutu eta zabaltzera dedikatzen garenok askotan galdera bera egin diogu geure buruari: iraganak utzitako arrastoak aztertuz, zenbat gerturatzen gara benetan jazotako gertaeretara? Nola azaldu ahalik eta zehaztasun handienarekin gure historia? Bide horretan Zumalakarregi Museoa beti lagun izan dut, iraganaren ikerketan lehen pausoak emateko eskainitako bekatik hasi eta gaur egun arte, gure XIX mendea hobeto ezagutzeko museoa ikasleekin bisitatzeko aukeraz baliatzen garenean. Museoak iraganeko arrastoak aurkitu, gorde eta zabaltzeko egin duen lana laguntza paregabea izan da gure iraganari buruzko zirriborroak interpretatu, azaldu eta hedatzeko.Amaia Lamikiz. Historiagilea eta irakaslea. Donostia.

 

Soldados de la Compañía de Escolta de la Diputación Carlista de Gipuzkoa.

La primera impresión que me causa esta fotografía es constatar la existencia de dos diputaciones en el territorio durante el periodo 1872-76; La diputación liberal a guerra y la diputación carlista a guerra, esta última presidida por Miguel Dorronsoro, defensor de la foralidad de la provincia y artífice de la logística carlista en la misma.  El segundo punto que me llama la atención de esta fotografía ,  es que los fotografiados llevan  uniforme del cuerpo de miqueletes y aunque este cuerpo con rango de batallón de “Miqueletes y de voluntarios guipuzcoanos”, fue enemigo mortal de los carlistas , parece ser que los carlistas dado que era un cuerpo foral mantuvieron la uniformidad del mismo como reivindicación de la foralidad guipuzcoana, en esta pequeña tropa de escolta.  Por último, para mí que he utilizado la fotografía de época como forma para la reconstrucción histórica, los detalles que aporta son muy claros, parece que la fotografía está tomada durante el verano pues los paños de invierno suelen apreciarse más recios y sobre todo el detalle de las alpargatas del país, no la valenciana que solían llevar los soldados liberales. Jose Mari TUDURI. Cineasta.

 

 VANZELLER, Charles. Don Carlos, Zumalacareguy and the Staff. 1837.

  Zumalakarregi museo txiki bat da, 1989an sortua. Jeneral karlistari eskainia, bere pertsonaia historikoaren berri emateaz gain, XIX. mendearen xehetasunak ere azaltzen dizkiguna, aldaketa handiengaraiena.Los inicios fueron complejos porque, además de potenciar la investigación sobre el tema, debíamossuscitar en el público no sólo el interés histórico para atraerlo al museo sino también ofrecer actividades atractivas para mantener su atención. Así, el museo se convirtió en un espacio de experimentaciónpara la divulgación de la Historia.Jendartearen jakin-nahi hori pizteko, hainbat ekimen antolatu ziren, ahalik eta zabalkunde handien lortzeko. Horrenbestez, erakusketa ibiltariak antolatuz, astero irrati saioak emanez, ikasgela birtualaketa irudi digitalen albuma sortuz, besteen artean.Con ésto, conseguimos llegar a centros culturales de la geografía vasca así como adentrarnos en elincipiente universo internet, proporcionando diferentes aproximaciones para el aprendizaje y eldespertar de la curiosidad.Este apasionante periplo no podría haberse llevado a cabo, si no fuera gracias a la especial aportaciónde Manu Izaguirre, quien me introdujo en las claves y secretos de la divulgación e interpretación delpatrimonio cultural y a Paloma Miranda, quien me enseñó a relativizar y tratar la Historia con ojoscríticos y mirada abierta.